Netflix sufre su peor crisis desde 2011: pierde usuarios y se hunde más de un 10%

Aunque para muchos de nosotros no hay nada como llegar a casa y disfrutar horas viendo series y películas en esta plataforma, a Netflix no le está yendo tan bien como pensábamos.

Esta compañía de entretenimiento se convirtió en uno de los servicios de streaming más populares, sobre todo gracias al éxito que han tenido sus series como La Casa de Papel Stranger Things. Pero su último reporte de ejercicio fiscal mostró que este gigante del entretenimiento está en problemas de nuevo.

Según su propio informe, en los último tres meses Netflix ha perdido más de 126,000 suscripciones en Estados Unidos. Parecen pocas, pero en la Bolsa de Valores las acciones de la empresa también cayeron un 10 por ciento y eso significó eliminar 20 millones de dólares de su capitalización.

A nivel mundial, se esperaba que se crearan alrededor de 5 millones de nuevas cuentas, pero solo alcanzaron 2.8 millones de nuevos suscriptores. Entonces, no es solo que pierdan clientes, sino que no están generando tantos como esperaban.

Aun así, el CEO de la compañía se mantiene optimista. Según Reed Hastings, tienen una posición excelente y su producto nunca había estado mejor. Eso es ver el vaso medio lleno.

Por desgracia los expertos creen que el panorama para Netflix no es alentador, porque se han endeudado más de lo debido y pronto habrá más competencia en los servicios de entretenimiento.

En el segundo trimestre del año, Netflix ha gastado 3,000 millones de dólares en sus producciones y 600 millones en promocionarlo. Para ganar mucho hay que gastar mucho, pero esto superó por mucho su presupuesto inicial y la empresa ha tenido que endeudarse. Hasta ahora su cuenta en deuda asciende a 12,594 millones de dólares.

Además, pronto dejarán de transmitir las series The Office Friends, que son de las más vistas en le plataforma. Perderán audiencia y tendrán que enfrentarse a los nuevos servicios de Disney+ y Apple TV, que están a la vuelta de la esquina.

Ya habían pasado una crisis similar en el 2011, cuando la compañía separó sus negocios de envío de DVD’s por correo y su plataforma de streaming. En ese año perdieron más de 800,000 suscriptores y poco a poco lograron recuperarse. El CEO Hastings espera que su empresa se levante también de esta nueva caída.

Su apuesta es su recién creada tarifa especial para ver series y película en dispositivos móviles que estará disponible en la India, su mercado a conquistar, y seguir produciendo nuevas temporadas de sus series exclusivas.

Solo podemos desearles suerte para nosotros seguir disfrutando esos fines de semanas de maratones de Netflix & Chill.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: