Robert Irwin, el hijo del Cazador de Cocodrilos, ya está siguiendo sus pasos con ellos

Su padre fue una celebridad de la televisión y ahora él planea continuar con su legado de protección y cuidado de la vida salvaje.

Robert es el último hijo que tuvo el Cazador de Cocodrilos, Steve Irwin, y ahora es un adolescente de 15 años que poco a poco está ganando fama en el mundo por seguir los pasos de su padre, quien falleció en el 2006 a causa de la picadura de una mantarraya.

Después del desceso de Steve, la familia Irwin siguió administrando la organización no lucrativa Wildlife Warriors y colaborando con los zoológicos de diferentes países, especialmente con el de Australia, lugar donde habitan las criaturas más peligrosas del mundo.

El más pequeño de los Irwin es el que está siguiendo más de cerca los pasos de su padre. Ya va apareciendo en más programas de televisión y la última foto que publicó en su cuenta de Instagram es un claro tributo a Steve.

En la imagen se ve a Robert alimentando a un enorme cocodrilo con un trozo de carne. Lo más llamativo de esa imagen es que se trata de Murray, el mismo reptil que hace 15 años alimentó su padre, Steve Irwin.

Si lo piensan bien, solo se trata de una foto en la que dos personas le arrojan carne a un peligroso cocodrilo. Pero el hecho de que se trate de padre e hijo le da un toque conmovedor y las personas hicieron muchos comentarios positivos sobre la publicación de Robert, motivándolo a seguir esforzándose y continuar el trabajo de Steve.

Robert cree firmemente en lo que su padre le enseñó, sobre todo en que debemos cuidar a todos los animales de la naturaleza no solo a los que nos sirven de compañía o son bonitos:

Creo que ahora, incluso más que cuando papá estaba cerca, nuestra vida silvestre realmente se está agotando a una velocidad increíblemente rápida. Es muy importante que podamos aprender a amar y respetar a todos los animales y lugares naturales, no solo a las criaturas adorables y tiernas.

También Bindi, de 20 años, hija de Steve, junto a su hermano menor y su madre, Terri, continúa con el legado de Steve. Son una familia que superó la tragedia que ocurrió con el jefe del clan y ahora honran su vida siguiendo sus pasos.

Estos protectores de los animales seguirán luchando por preservar y presentarnos a las criaturas más increíbles del planeta. Seguramente Steve está orgulloso de todos ellos.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: