Celulares Huawei ya no podrán usar Android por culpa de Trump; ¿qué pasará con el que ya tienes?

Los usuarios de equipos Huawei van a tener problemas con sus dispositivos, porque ya no contarán con las actualizaciones más recientes de Google.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, incluyó a Huawei Technologies Co. Ltd en una “lista negra” que prohíbe el uso de equipos de compañías que sean consideradas como una amenaza a su país. Fue por eso que el gigante informático Google terminó sus relaciones de intercambio de hardware y software con esa empresa china de dispositivos móviles.

Esto quiere decir que las personas que cuentan con equipos Huawei ya no van a poder actualizar su sistema operativo Android y perderán el acceso al Play Store de Google. Sin ese software, el funcionamiento de los equipos será muy limitado porque no tendrán acceso a muchas aplicaciones y funciones en sus teléfonos y tablets.

Existen dos versiones del sistema operativo Android: AOSP, que es una base abierta para todo el mundo, y el que solamente cuenta con los servicios de Google. Ahora los dispositivos de Huawei solamente contarán la primera versión y tendrán que esperar mucho tiempo a que las actualizaciones de Google estén disponibles en código abierto.

Google informó que los usuarios con equipos anteriores a la decisión de Trump todavía pueden acceder a la última versión de Play Store y aplicaciones como Google Maps y Gmail; pero que el veto definitivo entrará en vigor dentro de tres meses.

Después de ese plazo, esos equipos ya no podrán actualizar su sistema operativo y eso les quitará acceso a las nuevas versiones de las apps, y además tampoco contarán con los sistemas de seguridad de Google.

Los nuevos equipos de Huawei son los que ya no contarán con el sistema Android desde el inicio y eso quiere decir que, al menos por un tiempo, esos dispositivos van a ser obsoletos. Según Juan Pablo Peñarrubia, presidente del Consejo General de Colegios Profesionales de Ingeniería Informática en España:

Las actualizaciones de productos, y sobre todo de sistemas operativos, hacen dos cosas: incorporar nuevas funcionalidades y corregir todos los errores que se detectan. El veto de Google tiene importantes repercusiones para un proveedor importante como Huawei.

La empresa china no se da por vencida ante este sabotaje y comunicaron que seguirán aportando actualizaciones de seguridad a sus modelos y se dice que incluso podrían desarrollar su propio sistema operativo.

Huawei también lamenta romper lazos con Google, pues desde hace tiempo habían sido buenos socios. Es la tercera mayor fabricante de móviles a nivel mundial, con un total de 203 millones de unidades vendidas en el 2018, pero el veto de Trump sin duda afectará sus ventas.

Estar conectados es una de las claves de nuestra vida cotidiana y ahora Huawei enfrenta un duro golpe del gobierno de Estados Unidos, pues los ha convertido en rivales de sus antiguos socios.

Podría también gustarte...

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: