Soluciones caseras para congestión nasal

En lugar de recurrir a productos de la farmacia, puede que podamos ayudar a nuestros hijos resfriados con una solución salina simple, sin químicos.Tener la nariz tapada es sumamente molesto, también para los niños. Una forma de ayudarlos es aplicando soluciones con sal de mesa. Se les puede colocar entre cuatro y cinco veces al día una gotita en cada fosa. Es más sano que usar spays o gotas.

Podría también gustarte...

A %d blogueros les gusta esto: